Cómo podar una orquídea de manera correcta

Cómo podar una orquídea de manera correcta

En el cuidado de nuestras orquídeas, una duda que siempre podemos presentar es la poda. Cuando traemos la planta, la cuidamos según nuestros conocimientos básicos de cuidado pero no nos preocupamos de podar hasta que empiezan a caer sus hojas.

Su floración dura unos meses, 3 para ser exactos, desde que cae la primera flor hasta que se cae la última, a lo que debemos enfrentar la poda de estas plantas. En este sencillo artículo explicaremos cómo podar una orquídea para disfrutar esta excelente planta y sacarle su máximo provecho.

La forma correcta de podar el tallo floral o espiga de una orquídea suele depender del tipo de orquídea que tengamos. Es probable que tengamos que podar las hojas y raíces cuando las mismas se dañen, pero el método para podarlas es el mismo sin importar el tipo que tengas.

Cómo podar una orquídea desde la comodidad de tu hogar

  1. Hay que esperar que las flores se hayan marchitado para poder podarlas.

Por lo general, estas flores tardan alrededor de 8 semanas antes de morirse.

  1. Seguir la espiga hasta la base del pseudobulbo, el cual es una parte engrosada del tallo con una forma ovalada o de bulbo.
  2. Corta la espiga lo más cerca que puedas del psedobulbo.

Hay que mantener la espiga inmóvil con tu mano no dominante y con la mano dominante y una herramienta de corte afilada cortarla.

  1. Al podar, para causar el menor daño posible puedes esperar hasta que la parte superior de la espiga presente una coloración amarillenta.

A lo largo de la vida de esta planta podemos ir retirando las hojas que están haciendo viejas y que se van secando. Si esto no se hace, ellas caerán al suelo sin problemas o bien se quedaran junto a la planta creando efectos negativos y podredumbre a la planta.

Cuando la orquídea haya perdido toda su floración, es momento de proceder a la poda de esta planta.

Si no te atreves a podar estas plantas, su siguiente floración temprana brotaran vástagos más débiles y flores más pequeñas. Para podar las orquídeas, una vez que la flor se marchita totalmente, basta simplemente cortando las varas de los racimos.

Para hacerlo hay que usar unas tijeras de podar totalmente desinfectadas con la finalidad de que no sean un foco de infección, ya que es una herida abierta.

Para desinfectar las tijeras se recomienda sumergirlas en alcohol más agua o también embadurnándola con paño de alcohol, sin usar lejía para no oxidarla.

Es importante utilizar una herramienta de corte limpia y afilada, aunque hay personas utilizan una cuchilla de afeitar o un cuchillo afilado. En el caso de las cuchillas de afeitar si son utilizadas tenemos que desecharla de manera segura envolviéndolas con cinta adhesiva a la basura.

Estos sencillos pasos de cómo podar una orquídea te ayudaran a mantener tu planta en óptimas condiciones y mejorar notablemente.

Como regar las orquídeas para prolongar su vida

Como regar las orquídeas para prolongar su vida

Las orquídeas se han vuelto tan populares como las plantas de interiores  y podemos encontrar muchas variedades maravillosas en sitios de jardinería. En su naturaleza, ellas crecen a menudo en árboles y sus raíces están expuestas al sol, aire y agua.

Las orquídeas en macetas hay que utilizar una técnica de riego especial que imita su ambiente natural, hay que regarlas con moderación cuando este seca. Explicaremos cómo regar las orquídeas correctamente para evitar su deterioro y que se marchiten totalmente.

El agua junto con la luz, son el elemento más importante para su desarrollo, por eso es indispensable el suministro de agua y nutrientes de manera correcta. Dependerá también su temperatura, edad, tamaño, ventilación, entre otras para garantizar su preservación y mantenimiento.

Cómo regar las orquídeas

  1. Debemos regar con moderación, decidiendo cuando regarlas, no es necesario hacerlo a diario.

Regarla en exceso puede pudrir sus raíces ocasionando su muerte irremediable.

  1. Considerando el clima, eso dependerá del nivel de humedad haya en su momento, la cantidad de sol y temperatura de aire.

Estos factores pueden depender según tu región y hogar, por esta razón siempre desarrolla una rutina de riego que beneficie tu planta.

  1. Regarla cuando veas que la mezcla para maceta está seca, es una buena señal para echarle agua con moderación.
  2. Levanta la maceta para verificar su peso, sentirás la maceta más ligera cuando sea el momento oportuno para regarla.
  3. Realizar una prueba con tu dedo, es una excelente opción para saber si nuestra planta necesita agua, haciendo cuidadosamente, no alterándolas.
  4. Para regarla adecuadamente, hay que asegurarse que la maceta tenga agujeros para drenaje.
  5. Pasar la planta bajo un chorro de agua, una forma fácil de hacerlo es sostenerla debajo de un grifo y pasarla con agua a temperatura ambiente.
  6. Riégala de mañana o en la tarde, ya que el exceso de agua que pueda presentar tengo tiempo de evaporarse antes de que oscurezca.

La orquídea siempre necesitara más agua cuando la misma se encuentre en pleno florecimiento o empiece a producir hojas nuevas y raíces.

Usará menos agua entre cada periodo de florecimiento, comúnmente se puede dar a finales del otoño y de inicios a mediados de invierno, depende de la especie.

Una planta grande necesita más agua que una pequeña, inclusive si se encuentran en una maceta del mismo tamaño.

Si las mantienes en temperaturas frías con poca luz, necesitaras menos agua para regalarlas.

La mezcla para macetas para usarla en esta planta es gruesa y porosa, lo cual le permite un flujo de aire hacia las raíces de la planta.

Para obtenerla fácilmente esta mezcla se recomienda comprarla ya mezclada, buscarla en un buen vivero.

Todos estos consejos puedes rendir sus frutos si cuidas de tus orquídeas con esmero y dedicación.

Es necesario aprender cómo regar las orquídeas conociendo sus formas de riego.

Cómo sembrar flores de manera correcta

Cómo sembrar flores de manera correcta

Sembrar cualquier tipo de flor es una excelente alternativa que mucha gente ha utilizado para embellecer su jardín y darle más vida a su domicilio.

Nos permite contribuir también con el desarrollo de la vegetación y preservar nuestro medio ambiente, es importante conocer maneras correctas de sembrar.

Explicaremos sugerencias de cómo sembrar flores para lograr ese jardín que tanto deseas, siguiendo unos sencillos pasos para realizarlo.

Cómo sembrar flores

  1. Para planificar tu jardín de flores consigue la mejor tierra para que crezcan grandes y fuertes.
  2. Escoge un lugar, aunque las flores crecen generalmente de forma muy fácil, no lo hacen en cualquier lugar, un término medio puede funcionar mejor.
  3. Decide qué tipo de flores piensas sembrar en tu jardín, escogiendo en la tienda las flores que combinen con tu personalidad y gusto.
  4. Sembrar en el momento adecuado, inclusive con la tierra perfecta, el lugar perfecto y las flores adecuadas para evitar que se arruinen.
  5. Para sembrar tus flores, cava un agujero, utilizando de 5 a 7,5 cm de profunda si estas utilizando semillas.
  6. Saca tus flores, este paso es principalmente para las flores que se encuentran en macetas, que necesiten ser trasplantadas.
  7. Alimenta las flores, colocando un poco de alimento de liberación lenta para flores muy similar al fertilizante, la cual ayuda a que crezcan rápidamente.
  8. Siembra tus flores, colocando cada planta a cada uno de los agujeros que preparaste anteriormente.
  9. Cuida tus flores, regándola regularmente, a menos que llueva, saca el tiempo necesario para darle agua a tus flores.
  10. Deshierba el área, quitando la hierba que sale alrededor de tus flores a medida que van apareciendo.

La hierba hace ver tu flor de mal aspecto y toma también los nutrientes y el espacio de suelo que tu flor necesita para que crezca sana.

  1. Podar tus flores, si tus retoños de tus plantas se mueren, se hacen muy viejos y se marchitan, debes cortarlos.

Realizar este paso contribuyen a estimular que crezcan nuevamente y permite que tus flores se vean más linda y radiantes que nunca.

  1. Colócale apoyos, si tus flores crecen muy alto, porque con el tiempo tienden a ponerse muy pesadas y no soportan su propio peso.

Puedes colocar estacas de bambú o ramas bifurcadas en una posición vertical para que las plantas se apoyen o se envuelvan.

  1. Piensa reubicarlas, porque a medida que van creciendo, es probable que se vuelvan demasiado grandes para el lugar donde las tenías anteriormente.

Piensa moverlas en un lugar más espacioso y sembrar otras flores en su lugar para mantener tu jardín radiante y hermoso.

Siempre cuando compres plantas a sembrar, lleva una hoja de papel blanco para colocarlas debajo de las hojas, para evitar que traiga insectos o una raíz débil.

Estos sencillos pasos de cómo sembrar flores te permitirán tener ideas para remodelar tu jardín.